María León, una actriz de otro planeta

Mar_a_Le_n_14

Llegó ella y todo cambió, María León apareció en escena y el mundo del cine español descubrió un diamante en bruto, unos ojos sin comparación y una sonrisa que enamora a cualquiera.

El año 2011 fue el año de su “descubrimiento”, fue el año en que su Pepita nos robó el corazón en La Voz Dormida y donde comenzó una carrera que no tiene fin, una carrera a la que ahora queremos rendirle homenaje.

María León nació un 30 de Julio hace ahora 29 años y su carrera empezó con una participación en la serie juvenil SMS, pero no sin antes formarse en la Escuela La Platea de Madrid y con Ana Rodríguez Costa en Barcelona.

Antes de estrenarse en la pantalla grande y tras SMS, pasó por diferentes series como, Cuenta atrás, Hospital Central, Estados Alterados Maitena o La Tira además de la Tv movie, Una bala para el rey. 

2011 fue un gran año, no sólo para ella, si no también para todos nosotros, ya que pudimos por fin disfrutarla en la pantalla grande. Tras pasar numerosos castings, Benito Zambrano la eligió para que diese vida a Pepita, uno de las protagonistas de La Voz Dormida, una película en donde compartió protagonismo con “su hermana” Inma Cuesta y donde juntas iniciaron una carrera digna de admirar. Su papel en la cinta de Zambrano le trajo el reconocimiento nacional e internacional. Se hizo con La Concha de Plata a Mejor Actriz en el Festival Internacional de Cine de San Sebastián, Premio CiBRA, El Premio del Círculo de Escritores Cinematográficos y el Premio Goya a Mejor Actriz Revelación, entre otros muchos. Y es que con este papel, María nos demuestra todo lo que puede demostrar una actriz a lo largo de muchos años, pero ella lo consigue en uno sólo. Nos hace reír, nos emociona, nos traslada a un mundo de sufrimiento pero con mucha ternura, en definitiva, nos hace enamorarnos de Pepita, un personaje que sólo ella podía interpretar.

Con este pistoletazo de salida, llegó en 2012 Carmina o Revienta, un experimento donde compartió protagonismo con su madre Carmina Barrios y que dirigió su hermano Paco León. Un falso documental que narra la vida de Carmina y de su propia familia. Este papel, le valió a María una nueva nominación a los Goya, esta vez como Mejor Actriz Secundaria. Película de la que por cierto, ya se ha planeado una segunda parte para el 2014.

Antes de Carmina o Revienta, María volvió a trabajar al lado de su hermano Paco, participando durante unos capítulos en la serie Aída. Siguió compaginando su carrera cinematográfica con su carrera televisiva interviniendo en Los Quien, y más tarde, convirtiéndose en uno de los protagonistas de una de las series del momento, Con el culo al aire, donde da vida a Sandra y gracias a la cuál sigue recogiendo el reconocimiento de la crítica y el cariño del público. De momento con dos temporadas ya a sus espaldas y unas cifras bastantes admirables, la comedia de Antena 3 ya está preparando su tercera temporada, pendiente de estreno para el 2014 seguramente.

La única pena que tengo es no haberla podido disfrutar todavía en el teatro, ya que lo único que ha podido hacer hasta ahora, ha sido Juan de Mairena.

Nuestra protagonista de hoy, no sólo conquista por su talento interpretativo, (Elena Anaya llegó a decir de ella que era una bestia de la interpretación), si no que también conquista en las distancias cortas, con su naturalidad y su sencillez. Porque María se ha ganado ella sola el respeto de la crítica, de sus compañeros de profesión y de todo el público, dejando a un lado por fin la etiqueta de “hermana de Paco León”. María León tiene nombre y sello propio, María León es un universo al margen.

Poco puedo decir más sobre María León, sólo pediros que si todavía no la habéis descubierto no tardéis en hacerlo, porque os aseguro que merecerá la pena. Porque lo que consigue María con su talento, es algo que sólo pasa una vez cada 100 años. Felicidades María por todo tu trabajo y mil gracias por transmitirnos tanto con cada trabajo que haces, Gracias por esa Pepita que siempre llevo conmigo.

Añade tu comentario